10 de octubre de 2018

El fantástico mundo de los perros Alaska

Por: Ganador

¿A quién no le gustan los Alaska Malamute? Un perro que proyecta resistencia y fuerza pero que por dentro es cariñoso, amistoso y muy leal. Como su nombre indica, esta raza proviene de Alaska y desde la antigüedad se utilizaban como perros para tirar de los trineos y para cazar. Su descendiente más cercano es el lobo ártico y es también familiar del husky siberiano.


El Alaska Malamute es un perro grande que puede pesar entre 25 y 45 kg y llegan a vivir entre 12 y 15 años.


Gracias a su carácter amigable, es un gran perro de familia ya que también su temperamento es estable y se le caracteriza por su fidelidad. La relación que estos perros llegan a tener con los niños es buena, siempre y cuando sepan cómo tratar y cuidar al Alaska.


Los Alaska son perros que pueden interactuar con otros perros y animales siempre y cuando se les haya acostumbrado desde cachorros ya que gracias a su naturaleza pueden tener conflictos al ver amenazada su jerarquía ya que es un perro extremadamente dominante y territorial.


Los cachorros del Alaska Malamute tienen una apariencia tierna y dulce, razón por la cuál atraen a mucha gente y los hacen desear tener uno, una vez que crecen, son perros que demandan mucho ejercicio y espacio para vivir, esto garantizará un perro saludable física y mentalmente.


Las exigencias que este perro tiene no lo hace ideal para dueños inexpertos ya que el dueño debe tener un trato justo y firme con el Alaska para mostrar liderazgo y un conocimiento adecuado sobre el comportamiento y conductas del perro.


El Alaska Malamute tiende a gozar de una buena salud y una vida longeva, llegando hasta los 15 años pero regularmente puede tener padecimientos que tienen relación a su tamaño y peso como la displasia de cadera y codos.


También debido a su gran cantidad de pelo llegan a tener alergias en su piel y algunas infecciones oftalmológicas las cuales no crean gran preocupación si se tiene un cuidado correcto.


Si te animas a tener un Alaskan Malamute recuerda tomar en cuenta los puntos que mencionamos; con una dieta adecuada, ejercicio y cuidados de salud necesarios puede crecer sano, fuerte y feliz.



Compartir