03 de mayo de 2021

4 beneficios de adiestrar a un perro con refuerzos positivos

Por: Ganador®

Cuando un peludito vive en nuestro hogar lo que más deseamos como pet- parents es que se porten de maravilla y es por eso que debemos reforzar sus buenas conductas, pues el comportamiento premiado y reforzado positivamente tiende a repetirse, mientras que las ignoradas con el tiempo desaparecen o cambian. Por ello, queremos compartirte los beneficios de educar a un tu perri-hijo con refuerzos positivos.

¿A qué nos referimos con refuerzos en positivo en tu perrito? Educar en positivo significa utilizar refuerzos amigables como la comida, juegos, premios para perro o caricias. Esto no quiere decir que dejes tu perrito haga lo que quiera, sino que pongas límites para saber qué puede hacer y qué no; por ejemplo, dejarle claro dónde puede entrar, dónde puede hacer sus necesidades, si puede o no subirse a sofá, dónde puede jugar etc.

La educación en positivo tiene múltiples beneficios si se realiza correctamente:

1.    Obediencia básica:

Aunque como dog parent no seas un especialista en adiestramiento canino, podrás enseñarle a tu perro fácilmente las normas del hogar. Con refuerzos positivos como premios o bites, juego o caricias podrás instruirle desde pequeño cuáles conductas tienen un premio, qué está bien y qué no, además de ser una excelente oportunidad para enseñarle trucoss que fortalecerán sus habilidades motoras.

2.    Integración de toda la familia:

Cuando se trata de educación canina, todos los miembros de la familia pueden y deben involucrarse en ella, tanto niños como adultos, porque deben llegar a un consenso en qué comportamientos y límites debe respetar el perrito e incentivar las muestras de cariño para reforzar su buena conducta.

3.    Permite crear vínculos más sólidos con él:

La educación en positivo basada en premiar las buenas acciones de tu peludo fortalece su vínculo emocional y de comunicación contigo; todo ello debe de ir acompañado de comandos claros y con tonos de voz cálidos que le permitan al perrito entender indicaciones. Mostrarle que si se comporta de una u otra forma tendrá una recompensa es mucho más claro que gritarle o darle malos tratos porque seguirá sin entender qué hizo mal. Ayudarle a entender con educación positiva, memorizará aquellos comportamientos que traen como resultado una caricia, un premio o un largo juego. Tu perrito se esforzará en repetir esta acción para verse recompensado.

4.    Sufre menos estrés y ansiedad:

Si desde que tu perrito es pequeño, le enseñas cómo debe comportarse sabrá con certeza qué debe hacer y qué no, así no se confundirá. Por ejemplo, si se queda solo mucho tiempo durante el día, debe entender que habrá que portarse bien hasta tu regreso sin hacer travesuras en casa, de lo contrario habrá una consecuencia.

Como ves, recurrir a técnicas positivas para la educación de tu mejor amigo no es nada complicado, darle tu amor incondicional es imprescindible para que crezca en un ambiente sano y feliz. Recuerda que, si sientes que necesitas un apoyo extra para complementar su educación, siempre puedes recurrir a un especialista en comportamiento canino como apoyo.


Compartir

03 de mayo de 2021

4 beneficios de adiestrar a un perro con refuerzos positivos

Por: Ganador®

Cuando un peludito vive en nuestro hogar lo que más deseamos como pet- parents es que se porten de maravilla y es por eso que debemos reforzar sus buenas conductas, pues el comportamiento premiado y reforzado positivamente tiende a repetirse, mientras que las ignoradas con el tiempo desaparecen o cambian. Por ello, queremos compartirte los beneficios de educar a un tu perri-hijo con refuerzos positivos.

¿A qué nos referimos con refuerzos en positivo en tu perrito? Educar en positivo significa utilizar refuerzos amigables como la comida, juegos, premios para perro o caricias. Esto no quiere decir que dejes tu perrito haga lo que quiera, sino que pongas límites para saber qué puede hacer y qué no; por ejemplo, dejarle claro dónde puede entrar, dónde puede hacer sus necesidades, si puede o no subirse a sofá, dónde puede jugar etc.

La educación en positivo tiene múltiples beneficios si se realiza correctamente:

1.    Obediencia básica:

Aunque como dog parent no seas un especialista en adiestramiento canino, podrás enseñarle a tu perro fácilmente las normas del hogar. Con refuerzos positivos como premios o bites, juego o caricias podrás instruirle desde pequeño cuáles conductas tienen un premio, qué está bien y qué no, además de ser una excelente oportunidad para enseñarle trucoss que fortalecerán sus habilidades motoras.

2.    Integración de toda la familia:

Cuando se trata de educación canina, todos los miembros de la familia pueden y deben involucrarse en ella, tanto niños como adultos, porque deben llegar a un consenso en qué comportamientos y límites debe respetar el perrito e incentivar las muestras de cariño para reforzar su buena conducta.

3.    Permite crear vínculos más sólidos con él:

La educación en positivo basada en premiar las buenas acciones de tu peludo fortalece su vínculo emocional y de comunicación contigo; todo ello debe de ir acompañado de comandos claros y con tonos de voz cálidos que le permitan al perrito entender indicaciones. Mostrarle que si se comporta de una u otra forma tendrá una recompensa es mucho más claro que gritarle o darle malos tratos porque seguirá sin entender qué hizo mal. Ayudarle a entender con educación positiva, memorizará aquellos comportamientos que traen como resultado una caricia, un premio o un largo juego. Tu perrito se esforzará en repetir esta acción para verse recompensado.

4.    Sufre menos estrés y ansiedad:

Si desde que tu perrito es pequeño, le enseñas cómo debe comportarse sabrá con certeza qué debe hacer y qué no, así no se confundirá. Por ejemplo, si se queda solo mucho tiempo durante el día, debe entender que habrá que portarse bien hasta tu regreso sin hacer travesuras en casa, de lo contrario habrá una consecuencia.

Como ves, recurrir a técnicas positivas para la educación de tu mejor amigo no es nada complicado, darle tu amor incondicional es imprescindible para que crezca en un ambiente sano y feliz. Recuerda que, si sientes que necesitas un apoyo extra para complementar su educación, siempre puedes recurrir a un especialista en comportamiento canino como apoyo.


Compartir